La retención de líquidos

POST5

Primero vamos a situarnos en el papel de nuestro sistema linfático para entender como funciona y ver que consecuencias puede traer que el mecanismo este desequilibrado.

El sistema linfático es el segundo sistema de transporte el cual drena y elimina los desechos e infecciones de los tejidos al igual que transporta células inmunes y anticuerpos para proteger al cuerpo de posibles invasiones  de sustancias extrañas.

Está formado por una red de vasos, capilares, órganos y ganglios, estos últimos funcionan como filtro y trampas para los intrusos.

El proceso es de la siguiente manera, los vasos linfáticos recogen el liquido tisular (que es el liquido que sale de los vasos sanguíneos bañando las células) una vez dentro del sistema linfático se convierte en Linfa, este líquido contiene  glóbulos blancos, proteínas, grasas y sales que se transportan desde los tejidos hasta la sangre para drenar y eliminar desechos que no puede eliminar la sangre.

Digamos que es como un camión de basura que transporta las toxinas y exceso de fluidos desde el líquido extracelular hasta el riego sanguíneo a través de las vías linfáticas.

Solo fluye en una dirección y se impulsa a través de contracciones musculares con lo que va más lenta que la circulación sanguínea. Una forma de hacer trabajar el sistema es mediante ejercicio físico.

Nuestro sistema linfático puede llegar a congestionarse debido al exceso de toxinas en las células  y  debilitar nuestro sistema inmune, con lo que es importante tener esta vía libre de acumulación de desechos.

Cuando hablamos de retención de líquidos es porque el mecanismo se ha desequilibrado  y contiene más agua de la necesario pero teniendo en cuenta que este agua es mezclada con otras sustancias.

La retención puede ser causada por varias razones:

  • Exceso de sodio en las células y falta de magnesio: Dentro de nuestras células tienen que haber un equilibro sodio/magnesio, si la concentración no es correcta la proporción del agua tampoco lo es y es cuando  se colapsa y se produce retención de agua.
  • La falta del aporte de proteína en cada comida:  Cuando consumimos proteína el hígado produce albúmina(un tipo de proteína) que es enviado al torrente sanguíneo, el agua presente en los tejido del cuerpo es atraída a los capilares por la presencia de dicha sustancia. Con lo que un correcto nivel de albúmina hace que no se acumulen los fluidos en los tejidos causando retención de agua. Por este y por más motivos como las proteínas se componen de aminoácidos necesarios para nuestros músculos, huesos, órganos, hormonas..etc.. hay que comer en cada comida algún aporte de proteína. Pero ojo, no debemos de abusar de las proteína, cuando hablo de aportar proteína al cuerpo hablo de un pequeño aporte, por ejemplo:
    • Aportar algo de proteína vegetal en cada comida, para desayunar unos cereales integrales y una fruta ya tiene el aporte necesario o incluir en vuestras ensaladas algo de fruto seco o semillas.
    • Si coméis proteína animal como pescado, carne o huevos, consumir un 60% de verduras acompañando una pequeña porción de proteína  y no al contrario como se suele hacer.
    • Si sois vegetarianos mezclar los alimentos adecuadamente para el aporte de proteína necesario, como por ejemplo si comes legumbre y lo mezclas con cereal como arroz integral o unas avellanas en la ensalada ya tenéis una proteína completa vegetal.
  • La falta de beber agua, a veces cuando hay un problema de retención de líquidos se piensa que se debe beber menos agua por miedo a retener más pero no es así sino que sino eliminas agua tampoco los desechos que hay en nuestro sistema y el cuerpo se intoxica más y favorece más la retención de líquidos. Al igual que no hace falta sentir sed para beber agua ya que eso es indicativo de deshidratación, así que hay que beber agua entre comidas unos 2 litros al día.

Síntomas de retención de líquidos acompañado de  la deficiencia de algunos minerales o vitaminas puede ser cansancio, problemas menstruales, migrañas, piel seca, caída de cabello, insomnio, problemas inflamatorios entre otros.

Como siempre indico en nutrición terapéutica se trata al paciente de manera individual de manera holística viendo así que deficiencias presenta cada paciente además de la retención de líquidos como hablamos en este caso.

No obstante os dejo algunos consejos para combatir la retención de líquidos:

  • comer alimentos ricos en magnesio como brócoli, cebolla, zanahoria, almendras,  pollo, col,  tomates, berenjenas, perejil, champiñones, manzanas, uvas, apio, champiñones, maíz, cacahuetes, guisantes, lechuga.
  • beber agua.
  • Andar al menos 30 minutos al día o practicar algún deporte que haga mover la linfa.
  • Aportar alguna proteína en cada comida.
  • Comer en todas las comidas un 60% de verduras cocidas y/o crudas.
  • Evitar estimulantes como café, alcohol y azúcar.
  • Consumir frutas, verduras por su aporte de minerales y vitaminas.
  • Consumir productos altos en ácidos grasos como pescado azul, semillas y frutos secos.

Para cualquier aclaración podéis contactar conmigo a la dirección de correo:

nutricionparatusalud@gmail.com

 

 

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s